ANÚNCIATE
PARTICIPA
VISITA TAMBIÉN
 
Jackie Green, a sus 18 años.

Jackie Green, a sus 18 años.

Como muchos adolescentes, Jackie Green no podía esperar para el regalo que le iban a dar al cumplir 16. Pero era un presente especial. No era ropa, ni un coche. Lo que Jackie recibió fue una operación de cambio de sexo, valuada en 21 mil dólares (casi 300 mil pesos).
 
Jackie nació siendo un niño, llamado Jack. Tras años de sufrir 'bullying' por parte de sus compañeros y cinco intentos de suicidio, Jackie se convirtió en uno de los transexuales más jóvenes del mundo, tras someterse a una operación de cambio de sexo en Tailandia. 
 
Jackie ahora tiene 18 años: "He vivido un infierno para llegar a donde estoy hoy, pero quiero contar mi historia para probar que no soy un fenómeno. Soy sólo una chica normal".
 
Susie, su madre dice que una vez, a los cuatro años, Jack le dijo: "Mamá, Dios se equivocó, yo soy realmente una niña". A los seis ya quería someterse a una operación de cambio de sexo.
 
El apoyo de Susie hacia su hijo siempre ha sido incondicional. A los 9 años, intervino para que a su hijo se le permitiera usar un uniforme de niña en la escuela y dejarse el cabello largo. 
 
Jackie, a los 11 años, con el cabello largo y ropa de niña.

Jackie, a los 11 años, con el cabello largo y ropa de niña.

Sin embargo, al entrar a secundaria, la situación de abuso hacia Jack empeoró: "Odiaba tanto su cuerpo que una vez lo sorprendí llorando, con un cuchillo en la mano porque quería cortarse los genitales. Intentó suicidarse cinco veces. Tenía que cerrar con llave los botiquines para evitar que los encontrara. Entones robó pastillas de un supermercado. También tuve que guardar todos los cuchillos en la casa bajo llave".
 
Tras buscar tratamiento médico en Reino Unido, Susie invirtió grandes cantidades de dinero en un tratamiento que finalmente le permitiría a Jackie convertirse en mujer. Los dos viajaban frecuentemente a Boston, donde Jackie se enroló en un programa de ayuda psicológica y comenzó a tomar hormonas femeninas.

Tras someterse a su operación de cambio de sexo en Tailandia.

Tras someterse a su operación de cambio de sexo en Tailandia.

Para finalizar con el cambio de vida de su hijo, Susie hipotecó su casa y programó una operación de cambio de sexo para Jackie en Tailandia, justo el día en el que cumpliría 16 años. 
 
En total, Susie invirtió más de 600 mil pesos, con tal de ver a su hija feliz y realizada. "Cuando llegué a Tailandia, no podía esperar para la operación. No estaba nerviosa, estaba eufórica. Sabía que sería la respuesta a mis problemas", dice Jackie, quien ahora trabaja en una tienda de vídeos, pero espera convertirse en actriz, modelo y cantante.
 
"Amo cantar, salir de compras y estar con mis amigas, como cualquier otra adolescente. También tuve un novio, pero terminamos hace poco. Nunca podré embarazarme, pero hay otras opciones, como la adopción, en caso de que quiera formar una familia", concluye Jackie.

El apoyo de Susie ha sido incondicional para su hija.

El apoyo de Susie ha sido incondicional para su hija.

Susie sólo puede sonreír: "mi hija podrá haber nacido como un niño, pero ahora, finalmente, es una mujer hermosa y segura de sí misma".

Síguenos en Twitter y Facebook

CMM
Síguenos en:

Opiniones sobre esta nota