TVNotasLogoTVNOTAS

Noticias
Noticias México

¡Le juegan chueco! Le quitan la oportunidad a esta periodista deportiva de ser la nueva voz de Cruz Azul

08 de Agosto del 2018 por María Montoya / Foto: Redes sociales

En su lugar, pusieron a una porrista que no ha sido del agrado del público ¡pues no sabe nada!

 

Florencia Alducin, de 26 años, mejor conocida como Flow, nos contó la triste experiencia que acaba de vivir, pues luego de haber sido propuesta para ser la nueva voz del equipo Cruz Azul en el Estadio Azteca, se quedó en ceros, pues además renunció a su trabajo en Pasión W.

-¿Es cierto que ibas a ser la voz oficial del Cruz Azul en el Estadio Azteca?
“Sí, pero ya no”.

-¿Cómo fue que te ofrecieron ser la voz del equipo?
“Hay una agencia que se llama Maca Model, me buscaron para hacer casting para ser la voz oficial del Cruz Azul. Había un proyecto para TDN con el programa de Zona Azul pero no pasó nada. Luego de un tiempo me dijeron que si no me interesaba ser porrista del Cruz Azul, y les dije que no”.

-¿Luego qué sucedió?

  “En enero, la misma agencia me informa que Cruz Azul se va al estadio Azteca y Melquiades ya no sería la voz del Cruz Azul, luego me enteré que tampoco ya lo es del América. Robin Álvarez, hijo de uno los dueños del Cruz Azul (Billy Álvarez) dijo que quería que yo fuera una de las nuevas locutoras. Me pareció increíble, es el sueño de muchos. Yo me quedé callada y cuando se acercó la fecha renuncié al diario. Antes del Mundial, el diario me había pedido un proyecto para una marca de cerveza, el cual no armé porque me tenía que quedar para practicar mi debut con Cruz Azul. Ya no fui al Mundial por la misma razón”.

-¿Y luego qué sucedió?
“Firmé un contrato de exclusividad por tres años. Me dijeron que necesitaban a alguien más para que no se escuchara plano. Me presentaron a Sabrina, una de las porristas de la Máquina de Cruz Azul, fuimos al estadio, practicamos, pero una semana antes, la agencia decide bajarme del proyecto. Se eliminó el contrato pasado, faltaba una firma. Yo pedí mi finiquito, me lo dio la agencia y me dijeron: ' Firma un contrato de un año de exclusividad', les dije que no, que antes tenían que resolver un problema y que seguiría buscando trabajo porque no me puedo quedar sin chambear”.

Se sintió muy decepcionada por esta mala jugada que le hicieron.

-¿Cuál fue el problema?
“Se supone que yo era la imagen y la voz, pero a la mera hora pusieron a Sabrina. No es su culpa, ella era una porrista. Ella y yo estábamos contempladas desde el principio. A mi la agencia me prometió cosas que no me cumplió. Yo le voy de corazón al Cruz Azul. Para mí era una plataforma fenomenal, que el Cruz Azul regrese después de 22 años al Estadio Azteca y esté en la casa del fútbol en México, era algo increíble”.

-¿Por qué dejan el Estadio de Cruz Azul?
“Porque ahí van a hacer un centro comercial”.

-¿Cómo ha reaccionado la afición con el cambio de sede?

  “La gente del América no está de acuerdo porque dicen que es la casa del América. Durante 25 años Cruz Azul no jugó en el Azteca, pero de 8 estrellas que tiene, 5 las ganó en el Azteca, entonces el equipo tiene una historia en ese estadio, también es su casa. Entiendo a la afición americanista, pero al final del día el Azteca es de todos”.

-¿Por qué te bajan del proyecto?
“Porque yo le comenté a Carlos, uno de los directivos de la agencia, que sentía un favoritismo hacia Sabrina y no estaba sintiendo apoyo de su parte”.

-¿Sabrina como porrista sabe de locución? ¿Está capacitada para tener esa responsabilidad?
“Pues no sé. Ya estuvo en la primera jornada. A Carlos, el ejecutivo de la agencia, en su momento no le pareció mi comentario, yo le dije: 'Mira, te hago la observación porque no estás cumpliendo con lo que me prometiste'. Yo sólo quiero saber qué tanto apoyo tengo. Como no vi respuesta, les dije: ‘ok, aquí muere, no tengo ningún problema’”.

 

 

 

A post shared by (@flow_alduncin) on

 

-¿Pero habías renunciado a tu trabajo por estar con ellos?
“Sí, al final del día dejé un trabajo, pero creo que las cosas pasan por algo. Me da tranquilidad saber que no fue Cruz Azul quien me bajó del proyecto. Lo importante es seguir activa”.

-¿Qué tenías que hacer como voz del estadio?

  “Presentar la alineación, los cambios de tarjeta, los anuncios, todo lo que sucede, antes, durante y después del partido”.

-¿Entonces ahora en dónde estás?
“Pues en ningún lado. Tengo que volver a empezar. Ahorita no estoy trabajando”.

-¿Entonces hubieras sido de las pocas voces femeninas en un estadio de fútbol?
“Exacto, sería la segunda mujer de un estadio, junto con Sabrina”.

-¿Has ido a los partidos?
“Sí, sí he ido”.

-¿Qué sentiste?

“Sentí medio raro, extraña no estando yo en la cabina, pero dicen que todo en esta vida es por algo, hay que ser positivos”.

 

 

-¿Te dio depresión por esto que te pasó?
“La verdad sí, para qué te miento. Es algo que deseaba con el corazón, me preparé y que de repente te digan que ya no, creo que a cualquiera le duele. Ya ni siquiera enojo o frustración, sino tristeza”.

-¿Cómo han reaccionado los fans de Cruz Azul con las nuevas voces?

  “Sí han tenido dos, tres errores. Se criticó mucho. No puedes arriesgarte en un partido a tener tantos errores. Si entiendo que los nervios están cañones, estar ahí impone. Pero por ejemplo, en un gol que metió un jugador dijeron el nombre de otro, luego al anunciar un cambio de jugador, también se equivocaron, no supieron decir el apellido de un jugador que lleva tres temporadas con el equipo, las tarjetas amarillas no las supieron dar a tiempo. A la mitad del tiempo seguían leyendo la alineación del partido. Pero sólo son 4 partidos al mes y te da tiempo para practicar y hacerlo bien”.

-¿Entonces quedaron dos voces?
“Sí, Sabrina y la otra chava (Alejandra). Ni siquiera se distinguía la diferencia de voces”.

-¿Cómo reacciona la gente?
“Pues se dan cuentan, hacen comentarios en las redes. Desafortunadamente por unas pagan otras”.

-¿Es bien pagado ser la voz de un equipo?
“Sí, la verdad sí”

 

Tags: 
Cruz Azul
Comentarista