LogoTVNOTAS
TvNotas
Espectáculos México
22 de Octubre del 2016 por María Montoya / Foto: Jorge Neri

Alex Ibarra nos confiesa lo feliz que está en familia... ¡pero no quiere casarse!

Repasamos su carrera y sus romances.



Alejandro Ibarra es el más joven de los Ibarra de Llano, tiene 43 años, y desde hace siete unió su vida a la de Mar Milla, de 29, quien es originaria de Coatzacoalcos, Veracruz, y ya tienen dos hijos: Diego, de 6, y Sofía, de 2. Él pertenece a una de las familias más importantes del medio artístico en nuestro país, empezando por su abuelo, Luis de Llano Palmer q.e.p.d., quien fue pionero de la televisión en México; su abuela, la actriz Rita Macedo q.e.p.d., y sus padres, Julissa, de 72, y Benny Ibarra, de 72, iconos de la juventud de los años 60 y 70.
Además tiene a su tío, Luis de Llano Macedo, de 71, y su entrañable hermano, Benny Ibarra, de 46. En entrevista, nos contó cómo creció al lado de grandes figuras, y del hermoso hogar que nunca se imaginó que llegaría a formar.

-Sabemos que has tenido muchas novias, como Angélica Vale, Thalía, Irán Castillo, entre otras, ¿no has dejado hijos regados?
"Hasta ahorita, no. Fui precavido y de repente ya, tuve a Diego con Mar”.
-También anduviste con Yuri, que era mayor que tú...
"Fue una aventurota como de seis meses”.
-¿De ella qué te gustó?
"En ese entonces era la más exitosa. Hacía cientos de conciertos. La admiraba mucho”.

-¿No te importó la diferencia de edades?
"Siendo sincero, a mí me valió, aunque no sé si a ella le importó. Fue más una aventura, diversión de los dos; le aprendí bastante porque era una mujer disciplinada, atenta, simpática; nunca vi cosas raras, y me la pasé muy bien”.


-¿Es cierto que con África Zavala estuviste a punto de casarte y formar una familia?
"Vivimos tres años juntos, pero nunca hubo planes de matrimonio, ni con ella ni con nadie. Ni siquiera en pláticas se pensó en tener hijos; pero terminó, como todo”.

-Ahora ya sentaste cabeza...
"Claro, estoy tranquilo y feliz con mi familia. Son etapas de la vida y uno va creciendo y madurando, y tan, tan. Yo ya estoy fijo con Mar, y muy contento”.

-Tu hermano formó su familia mucho más pronto que tú, recuerdo que decías que no querías tener bebés...
"Celina y Benny están juntos desde 1988, son casi 30 años. Yo nunca tuve ganas de tener hijos, en ese momento no deseaba responsabilidades, tampoco pagar colegiaturas, ni gritos en la casa, porque lo vives, pero hasta que no te sucede no te das cuenta de lo maravilloso que es. Yo decía: ‘siempre seré joven’, pero ves que tenerlos es increíble”.


-Y terminaste unido a una mujer que ni siquiera es del medio, ¿cómo fue?
"La vi por Facebook, acababa de abrir mi cuenta, aunque era antirredes, pero empecé a aceptar solicitudes y de pronto no sé cómo ya estaba ahí. Me gustó, le mandé un mensaje y me contestó. Ella vivía en Poza Rica, aunque su mamá vive aquí, y la venía a visitar. Nos pusimos de acuerdo, nos conocimos, luego nos enamoramos, fuimos de viaje y más tarde tuvimos hijos; fue muy rápido”.
-¿Cuánto se tardaron en tener un hijo?
"Estuvo rapidísimo, como un año. No fue tan planeado; cuando estás completamente enamorado, es cuando ya te dan ganas. Antes sí me enamoré, pero era chavo; aquí ya tenía 37 años, y dije: ‘¿por qué no?’”

-Sigues diciendo no al matrimonio...
"Así es, pero eso ya es cuestión de creencias. Tampoco soy católico, aunque sí me bautizaron. No me gustaría hacerlo, y ya, pero no porque no haya amor”.

-¿Y por lo civil?
"Tampoco me casaría por la ley, ¿para qué quiero un problema legal? Así estamos muy bien. Tengo este gran compromiso con Mar, y me siento contento con ella; ya llevamos siete años”.
RJ