LogoTVNOTAS
¡Y ya bajó 70 kilos!
Gente Ejemplar
17 de Febrero del 2017 por Patricia Carranza / Foto: Jorge Cordero

A Dayana le engraparon el estómago a sus 14 años ¡y ya bajó 70 kilos!

¡Cumple el sueño de ‘aligerar’ su vida!...

Con fuerza de voluntad y motivada por sus familiares y amigos, Dayana, de 14 años, quien fue conocida como la niña más obesa de México, ya no lo es más. A seis meses de que se le practicara el procedimiento de bypass gástrico por laparoscopia, el cual consiste en engraparle el estómago, esta joven pasó de los 195 a 125 kilos. Actualmente, se encuentra muy feliz por haber perdido 70, en medio año, pero tendrá paciencia para lograr su meta, que es llegar a su peso ideal, el cual es de 65 kilogramos.

-Dayana, ¿cómo ha cambiado tu vida tras la operación?

“Muchísimo, ya tengo más confianza en mí misma, antes no salía sin mi mamá, y ahora ya me gusta hacerlo con mis amigas, e ir a centros comerciales y comprarme ropa; ya no me da pena”.

SHEYLA CON 60 KILOS MENOS Y NARIZ NUEVA ¡PARECE OTRA!


-¿Qué hábitos has cambiado? 

“Pues ya no soy tan sedentaria, me encanta caminar; ya no como chatarra, y ni siquiera se me antojan las papas fritas o la comida china, que era de mis favoritas; a veces sí pienso en un refresco, por el calor que hace aquí (Guasave), pero recuerdo la meta que tengo, y se me pasa el antojo”.

-Ahora, ¿cuál es tu alimento favorito?

“Me gustan bastante las verduras, como el jitomate o los pepinos; no me agradan mucho las frutas, ya que son muy dulces y me empalagan, pero sí me llego a comer una manzana o un plátano. Por ejemplo, en la mañana me como un huevo, pero no me lo termino, porque me lleno; al mediodía, consomé de pollo o algún caldo que haga mi mamá, y en la cena una fruta o un plato pequeño de cereal”.


-Cuando te recuerdas antes de la operación, ¿qué piensas? 
“Me da mucha tristeza, pues no era vida, me estaba matando al comer así. Cuando veo mis pantalones enormes, y que ahora me quedan flojos, me sorprendo, porque no puedo creer que cabía en ellos. Me es increíble lo que le estaba haciendo a mi cuerpo, y estoy convencida de que no volverá a pasar".

-¿Cuáles son tus cambios físicos que más has notado?

“Principalmente en mis piernas y brazos, pues ya no están tan anchos, mi abdomen es puro pellejo, y mi cara ya no está tan redonda. Entonces, con todos estos cambios, mi mamá no tiene que estarme ayudando a cada rato”.

-¿Y qué te han dicho tus pretendientes?

“Me piden que salga con ellos, aunque la verdad no me agrada ninguno; quiero esperar a que llegue un chico que sí me guste, además, mi papá todavía no me deja tener novio”.

-¿Qué seguirá después?

“Pronto iré a consultas con el médico, para ver mi estado de salud, y después se me hará una cirugía estética, en la que se me quitará la piel flácida que me quedó, pero para eso debe pasar un año de la operación, en la que me engraparon el estómago”, finalizó Dayana.