LogoTVNOTAS
Esperan tener éxito esta corta temporada en el sur de la CDMX.
Espectáculos México
04 de Julio del 2018 por Mauro Godoy / Foto: Paulina Gómez

Rubén Carbajal dispuesto a ayudar más matrimonios con su puesta en escena

Platicamos con el sexólogo, quien nos dijo al respecto que han ayudado a muchas parejas a reconciliarse.

Rubén Carbajal y Antonella, inician nueva temporada de su espectáculo “A un orgasmo del divorcio”, que se presentará todos los sábados de julio y agosto, a partir del 14 de julio en el Foro Odeón del Centro Cultural Royal Pedregal, al sur de la Ciudad de México a las 19:30 horas.

Ruben, ahora en el sur con “A un orgasmo del divorcio”, ¿cómo te sientes?
“Muy contento, desde que iniciamos ha tenido muy buena respuesta del público y más ahora que hay estos problemas tan grandes de pareja, como es el divorcio, la infidelidad y la rutina sexual, que son los tres temas centrales. Es un espectáculo erótico, sexual que ayuda a las parejas a mejorar sus relaciones intimas y amor”.

¿A qué público va dirigido?

“Les sugerimos sobre todo a las parejas que tienen problemas con la infidelidad y que no ha cicatrizado esa herida, el espectáculo es terapéutico y es muy divertido. Aunque también nos ha tocado grupos de hombres y mujeres solas y se la han pasado muy bien, además de llevarse mucha información que les va hacer de gran utilidad para la relación de pareja”.

Esperan tener éxito esta corta temporada en el sur de la CDMX.

¿Cual es la parte más emotiva del show?
“Dentro de la puesta en escena hay un debate que hacemos sobre la infidelidad. En ese entonces se corrió la voz entre las señoras y se decian: 'lleva a tu marido, porque te va a pedir perdón”, es una parte muy sensible con los caballeros, hay algunos que hasta lloran y es de mucho amor porque ese es el propósito: unir a las parejas. Hoy en día hay una gran crisis matrimonial, las parejas estan durando 5 o 7 años y ya fue mucho”.

Me comentas que es un espectáculo de gran utilidad para la gente, ¿qué te dicen?
“Todo esto lo sabemos, porque al final nos quedamos a platicar con el público y ha sido una gran retroalimentación, nos han dicho: 'gracias, nos reconciliamos', 'ya no nos vamos a divorciar', 'me la recomendaron porque estábamos en crisis matrimonial';  la gran mayoria salen contentos, reconciliados, reenamorados y ha sido muy padre, en la temporada anterior nos compartieron muchas historias y fue bien padre”.

 

 

 

Por su parte, Antonella, de 31 años, es el atractivo visual de la puesta en escena y esto nos dijo al respecto:

“Yo nutro el show, soy actriz, bailarina, hacemos unas escenas donde ejemplificamos algunas situaciones cotidianas de pareja, hago el personaje de su esposa, hay momentos de danza, otros de picardia, peleas, enojo y erotismo. Hay una parte donde salgo muy descuidada porque pasa mucho en las parejas de años que en un principio una como mujer se arregla pero con los años esa parte queda un poquito olvidada y tanto hombres como mujeres nos empezamos a descuidar y hay que dar el mensaje de que las dos partes tienen la responsabilidad”, finalizó.