LogoTVNOTAS
Irina Baeva pensó que era adoptada
Espectáculos México
06 de Febrero del 2021 por @TVNotasmx / Foto: Instagram

Irina Baeva pensó que era adoptada

La actriz tenía pruebas contundentes.

En la reciente emisión del programa de Yordi Rosado que se transmite por YouTube tuvo como invitada especial a Irina Baeva, quien habló de cómo fue su hermosa niñez en su país natal Rusia, su carrera artística, hasta su polémico romance con Gabriel Soto, quien recientemente le dio anillo de compromiso.
 
Sin duda uno de los temas que acaparó la atención de todos fue cuando contó que por mucho tiempo creyó que era adoptada, pues de su hermana habían fotos de recién nacida, y de ella ya más grandecita.
 
“De mi hermana había fotos de bebé y de mí no, yo solo tenía fotos de VHS, pero de cuando ya tenía tres años”.
 
 
Irina relata que no dudó en encarar a su madre, quien le dijo que cuando nació su hermana vivían en una ciudad más grande, a diferencia de cuando ella llegó a sus vidas.
 
“Le preguntaba a mi mamá ‘¿por qué no tengo fotos de bebé?’, y mi mamá me decía (era una explicación lógica) ‘lo que pasa es que cuando nació tu hermana vivíamos en una ciudad grande donde podíamos revelar las fotos y cuando tú naciste, no teníamos dónde, por eso no tienes’”. 
 
Continuó: “Y yo en mi mente ‘no, es que yo soy adoptada, a mí mi mamá me adoptó’, es más, yo buscaba por todos los cajones de la casa, de papeles, a ver dónde encontraba el papel para ir con mamá y decirle ‘me adoptaste, aquí están los papeles’”.
 
Irina Baeva contó su infancia
 
Finalmente la guapa rubia destacó que a ella no le parecía triste ser ‘adoptada’, pues por la influencia de las telenovelas era todo lo contrario, algo muy dramático, un sueño hecho realidad.
 
“Se me hacía muy cool ser adoptada y decía ‘yo le voy a reclamar a mi mamá que yo soy adoptada, pero bueno eran las influencias de las telenovelas porque eso siempre pasa, que llegaba la hoja y le tiraba el papel en frente”.
 
Actualmente la prometida de Soto lo recuerda con gran humor, pues está muy agradecida con sus padres, quienes siempre le dieron lo mejor a ella y a su hermana, a pesar de que en su casa habían muchas carencias.
 
Irina Baeva contó su infancia